Historia

Desde el año 2000, el Cabildo Catedral de Madrid, comenzó a ver posibilidades para instalar un posible museo de la Catedral, donde se pudiese conocer nuestra historia y bienes capitulares. Así pues reconstruyendo según el inventario realizado en el año 1993, por los canónigos D. Benedicto Sánchez y D. José Luis Güemes, antes de dejar la Colegiata de San Isidro, que hizo las veces de Catedral mientras duro la construcción de esta, se vio que la mayor parte de los bienes son ornamentos de valor muy distinto y sobre todo lo que sobresalía era la orfebrería. Parte de estos bienes se pudieron recuperar después del año 1939, otros formaron parte de la “caja general de reparaciones” que al no ser reclamadas se quedaron para la Catedral, y otros fueron de distintas donaciones hasta nuestros días. Viendo las posibles piezas, ornamentos históricos, orfebrería, el códice de Juan Diacono etc., me puse manos a la obra una vez que el Deán, en nombre del Arzobispo, me encargo esta nueva tarea. Lo primero fue hacer un guión catequético, que diese sentido a la exposición, al elaborar este me di cuenta que la construcción del templo en sus dos fases: la neo-gotica del marqués de Cubas y la de los arquitectos Sidro y Chueca, así como la historia y bienes de Santa Maria la Real de la Almudena, nuestra Patrona, tenían que estar presentes, lo primero era relativamente fácil de encontrar, otro tema era los bienes y documentos sobre la Virgen; poco a poco fui recuperando los pocos que quedaban en la Cripta, hoy parroquia de Santa Maria de la Almudena, como heredera de aquella primitiva parroquia que albergo a nuestra Patrona hasta el año 1868 en que se mando derribar, en la primera Revolución. Cuando ya parecía que no se podía encontrar nada más, el Sr. Cardenal me nombró capellán de las dos congregaciones actuales de la Virgen de la Almudena: La Real Esclavitud y Santo Rosario Cantado, fundada por el rey Felipe IV en el año 1640 y La Corte de Honor de Santa Maria la Real de la Almudena fundada por la Infanta Ma. Teresa en el año 1912. La Real Esclavitud fue desde el siglo XVII la encargada de los bienes de la Virgen, y la Congregación puso a disposición del museo, lo que tenia guardado con cariño y que a través de los siglos se había podido conservar, aparecieron los grabados del siglo XVII y XVIII, el arcón con los mantos reales, el joyero con las alhajas desde el S.XVIII, las grandes coronas imperiales del S.XVIII desarmadas en piezas etc. Así como el archivo con los documentos por lo que podemos conocer la historia de la Congregación siempre unida a la historia de la Virgen, entre estos documentos cabe resaltar el edicto de Felipe IV, proclamando a la Virgen de la Almudena, “Patrona de Madrid, por ser la más antigua”. Así poco a poco se fue haciendo realidad y tomando cuerpo ese guión catequético, donde la Diócesis, el Obispo, la Patrona, San Isidro, el Patrón, las fases de la construcción y todo lo relacionado con la liturgia y los sacramentos, nos hacen poder reconstruir nuestra historia unida al viejo Madrid con la historia de nuestra joven Diócesis, creada en el año 1885. No podía faltar un recuerdo cariñoso para el Papa Juan Pablo II, que vino personalmente a Consagrar y Dedicar nuestra Iglesia Catedral en el año 1993.

 

Nuestro museo, una ventana abierta a la historia y vida de la Diócesis y la Virgen de la Almudena, inseparables de la historia de Madrid.

 

Nuestro fin es por eso didáctico y catequético, queremos que todos los que nos visiten conozcan estas realidades, por eso aún exponiendo obras de arte de gran valor como puede ser el “Códice de Juan Diacono” del S. XIII, uno de los documentos más antiguos de Madrid, toda pieza expuesta tiene un valor real por lo que representa o por el motivo que fue donado a adquirido, es un museo “vivo”, donde cada pieza nos “habla” y aún estando expuesta, en su momento sigue siendo utilizada para su propio fin.

 

Este museo es de la Catedral, abre el camino para que en su día pueda existir en nuestra diócesis un museo diocesano que muestre todas esas obras que son patrimonio de la diócesis para que puedan ser admiradas por todos.

 

Espero que a todo el que venga a visitarnos disfrute a lo largo del recorrido, comenzando por la sala Capitular y la Sacristía, obras en mosaico del P. Rupnik, visitando las salas del museo y contemplando a Madrid desde la cúpula, tenga una nueva visión de nuestra Catedral y nuestra historia, todo ello vivido desde nuestro cariño a la Patrona de Madrid, Santa María la Real de la Almudena.

 

M.I.Sr.D. Jesús Junquera y Prats
Canónigo encargado del Patrimonio Histórico
y del Museo de la Catedral

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política sobre las cookies. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de privacidad: política de cookies

Acepto las cookies de este sitio.

ACEPTAR
Aviso de cookies